Cumbres

Las cumbres fueron realizadas en Colalao entre los años 1985 y 2007.

Todas inspiradas en cerros y cumbres del noroeste argentino, que el pintor visitaba asiduamente, en su caballo o a pie. Hay solo una que representa a un cerro ( “El Ponon” -  120*120 - 1993) , ubicado en las cercanías del lago Quillen en la provincia argentina de Neuquén. 


Alternativamente estudia los efectos cambiantes de la luz en las materias que le rodean.

 

Se destaca la existencia de los cerros, con una técnica particular con la que el plástico tucumano Juan Vallejo desnuda el corazón de nuestras montañas. Lo metafísico y lo estético unidos para mostrar el paisaje.

 

Los valles han sido abordados reiteradamente por artistas pero Juan Vallejo se interna en esa temática desde una óptica muy diferente. 

La obra, resultado de la particular mirada del artista, transmite cierta frialdad irreal, que refleja la búsqueda de la esencia de los cerros. Dice Vallejo “...quise reflejar los tres aspectos esenciales de la montaña: el lugar de la regeneración de los recursos naturales, el lugar de la Pachamama, y el lugar de revelación que desde la antigüedad se le ha dado (siendo que Moisés y Jesús son un ejemplo de esto).” 

 

La técnica con que le dio forma a esta búsqueda es la puntillismo que es realizada en óleo. Sostiene Vallejo:  “...esta forma de pintar me permite mezclar los colores y mostrar detalles del cerro tucumano,  descubrir su conformación en las quebradas o en la niebla, que a su vez me facilita la representación.”.

 

Los conceptos metafísicos del pintor se intercalan en un diálogo vertiginoso con los elementos físicos, en una lectura que va constantemente encontrando puntos de contacto.

Serie Cumbres. Cumbre #153.

Año: 2006, Medidas: 60 x 60, Técnica: Oleo s/tela . Pixeles

© 2019