Escribe Vallejo: "Hecho en Colalao en 1992. Fondo de yute hecho a mano totalmente en fibra vegetal. Trozos de una tira para sujetar cargas, en las dos esquinas interiores. Pequeñas piezas de madera de pino. Pintura al óleo. En el medio fibra de yute hindú. Cuerdas de henequen".

 

Henequén o sisal es una planta autóctona de Yucatán, México, conocida por los mayas como ki, cuya fibra (denominada en lengua maya soskil), es de características tales que favorecen su hilado y su tratamiento textil.

 

El yin y el yang (chino estándar 陰|陽 yīnyáng 'oscuro-brillante') son dos conceptos del taoísmo, que son usados para representar o referirse a la dualidad que esta filosofía atribuye a todo lo existente en el universo. Describe las dos fuerzas fundamentales opuestas y complementarias, que se encuentran en todas las cosas.

 

Según esta idea, cada ser, objeto o pensamiento posee un complemento del que depende para su existencia y que a su vez existe dentro de él mismo. De esto se deduce que nada existe en estado puro ni tampoco en absoluta quietud, sino en una continua transformación. Además, cualquier idea puede ser vista como su contraria si se la mira desde otro punto de vista. En este sentido, la categorización solo lo sería por conveniencia. Estas dos fuerzas, yin y yang, serían la fase siguiente después del tao, principio generador de todas las cosas, del cual surgen. Esta doctrina es fundamental dentro de la medicina china tradicional.

 

Relación con los pares contradictorios de Aristóteles. Todo lo contrario se dice por privación.  Asi lo negro es lo no blanco, la luz es la no oscuridad.  Los pares contradictorios de niegan uno al otro. Es la base del movimiento y el ser como aquello que esta en permanente cambio.  Es un error considerar al universo como estático.

Serie Ultraconceptos, YIN y YANG. Mapa para leer Espacio Tiempo.

Año: 1991, Medidas: 120 x 120, Técnica: Mixta

© 2019